Soledad Larraín Heiremans

Soledad Larraín es psicóloga de la Universidad Católica de Chile y Magister en Estudios Avanzados de la Familia y la Pareja de la Universidad Alberto Hurtado. Posee amplia experiencia en intervención, investigaciones y políticas públicas en materia de niñez y adolescencia, violencia y género.

Durante más de 20 años, ha sido consultora de organismos internacionales en materia de protección de los derechos de la niñez, así como, en violencia de género y violencia contra niños, niñas y adolescentes, en Chile y otros países de América Latina.

Para el Banco Interamericano de Desarrollo, elaboró las propuestas de inversión en materia de violencia de género y violencia contra niños, niñas y adolescentes para Uruguay, Paraguay, República Dominicana, Venezuela, Argentina, Perú, El Salvador, Guatemala y Haití.

Para la Organización de Estados Americanos (OEA), fue consultora en la elaboración de la “Propuesta de indicadores para el seguimiento de la Convención Belem do Pará”, convención interamericana para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra la mujer.

En Unicef, organismo en que se desempeñó durante 20 años, se preocupó especialmente de la protección y promoción de los derechos de la niñez. En particular, en materia de erradicación de la violencia contra niños, niñas y adolescentes, promovió políticas públicas, participó en mesas de trabajo intersectoriales, realizó cursos de formación para funcionarios públicos, desarrolló materiales de apoyo, promovió respuestas orientadas a proteger los derechos de los niños y niñas y apoyó campañas comunicacionales. Coordinó los estudios sobre maltrato infantil y relaciones familiares realizados por UNICEF en 1994, 2000, 2006 y 2012. Asimismo, desarrolló una línea de investigación conocida como “La Voz de los Niños”, una serie de encuestas y estudios cualitativos que permitieron conocer, por primera vez en Chile, la opinión de niños, niñas y adolescentes sobre temas trascendentes para su vida.

Además, Soledad Larraín ha dedicado su trabajo a la promoción de los derechos de las mujeres, primero, como directora del Instituto de la Mujer y posteriormente, como la primera Subdirectora Nacional del Servicio Nacional de la Mujer (SERNAM) donde tuvo además, la responsabilidad de instalar e insertar esta nueva institución en la organización del Estado. La generación y aplicación de políticas públicas para mujeres y niñas fue el foco de su trabajo, siendo pionera en visibilizar la violencia contra la mujer en el espacio familiar. Realizó el primer estudio en la región sobre violencia contra la mujer por parte de su pareja (1992), patrocinada por la Organización Panamericana de la Salud, lo que le significó el premio de la Fundación Jacques Parisot, administrada por la Organización Mundial de la Salud.

A partir de julio de 2015, colaboró con la Secretaría Ejecutiva del Consejo Nacional de la Infancia, asesorando en la formulación de la Política Nacional de Niñez y Adolescencia 2015-2025, en las políticas de restitución del derecho a vivir en familia para niños y niñas privados de su medio familiar, y en las orientaciones para la política y plan de erradicación de la violencia contra niños y niñas, entre otras materias. Asimismo, fue parte del equipo de trabajo que llevó a cabo el primer estudio de polivictimización contra niños y niñas, realizado en conjunto con la Subsecretaría de Prevención del Delito del Ministerio del Interior.

Es autora de decenas de libros y estudios sobre protección de derechos, familias, mujeres, maltrato infantil y violencia, publicados nacional e internacionalmente.  Ha dirigido investigaciones con organizaciones internacionales como la Organización Panamericana de la Salud, UNICEF, UNESCO, BID y PNUD sobre derechos de la niñez, violencia de género, maltrato infantil y relaciones familiares.